Con una longitud de aproximadamente 42 metros,  este puente peatonal y para  bicicletas llamado  “The Twist” resalta por su originalidad y por sus lineas retorcidas que se parece más a una enorme escultura.

El puente  conecta los distritos  de Holy -Zuid y  Broekpolder en Vlaardingse Vaart,  Países Bajos. El visitante entra en el puente a través de un marco rectangular, mientras que el espacio se desarrolla de forma dinámica en una doble altura con forma de diamante. Cerca de 400 tubos de acero, soldados entre sí,  galvanizado y pintado de rojo han sido empleados en esta estructura.

Fue diseñado por West 8 Architects en conjunto con los ingenieros estructurales de ABT.

Amusing Planet