Las imágenes que apreciamos corresponden al primer tranvía del mundo que ha sido convertido en una sauna, y aun permanece sobre los rieles. Esta sauna se encuentra  en un balneario cerca de Milán, al norte de Italia.

Desde luego, el tranvía no está en funcionamiento, pero mantiene todas sus características originales. La sauna dispone de bancos de  madera y amplio espacio. Gracias a las ventanas, el tranvía ofrece una magnífica vista de los alrededores.

Los diseñadores de la empresa italiana de transporte público QC Termemilano, que hicieron realidad  esta sauna, quieren mostrar a los viajeros que el transporte público también puede ser algo relajante. 

Bornrich