Finalmente lo tenemos aquí. El nuevo Audi RS3 cuenta con llantas de  aleación de 19”, con cinco radios y doble tonalidad en gris . 

En la parte frontal encontramos las luces diurnas LED y un spoiler en color gris que remarca las amplias toberas de refrigeración instaladas para airear el amplio motor. Esta pieza está fabricada, como otras, en plástico reforzado de fibra de carbono (CFRP). 

Piel Nappa y asientos deportivos, resaltan al interior del RS 3 Sportback. Pero hay muchos más detalles como los logos RS 3, expandidos hasta los cabeceros de los asientos, el hecho de que el volante tenga su base achatada, que exista una costura de contraste en rojo o plateado o las decoraciones en negro Piano lacado y en aluminio para los paneles de instrumentos o el pedalier deportivo.

Su equipamiento a nivel funcional está perfectamente a la altura de las expectativas. Incluye climatizador de doble zona, sensor de aparcamiento, luces LED diurnas, luces de Xenon, etc. 

Mucho se especuló sobre el motor que finalmente llevaría el Audi RS3 pero siempre se hablaba del famoso 2.5 TFSI de cinco cilindros con turboalimentación e inyección directa. En efectivo, este motor mueve al A3 más potente con 340 CV de potencia entregados a 6.500 rpm.

La transmisión S Tronic de siete marchas se encarga de desmultiplicar, y de mantener bajo control, la salida del motor hacia las ruedas. En ese último punto la tracción quattro pone orden a tanta fuerza y potencia ejecutando el envío del movimiento a las cuatro ruedas según las circunstancias de adherencia.

En sólo  4.6 segundos llega de 0 a 100 Km/h. La velocidad máxima es de 250 Km/h debido a la limitación electrónica aunque   se podría  incrementar a 280 Km/h.   En  Alemania el precio del Audi RS3 comienza a partir de 49.900 euros.

Jalopnik