El tren Maglev de Shanghai (Tren de levitación magnética por sus siglas en inglés) es el primer tren comercial de alta velocidad, de este tipo, en el mundo. La construcción comenzó en marzo de 2001, y entró en servicio el 1 de enero de 2004. El tren fue construído en Alemania con tecnología alemana.

Puede alcanzar 350 km/h (220 mph) en 2 minutos, con una velocidad máxima en condiciones normales de funcionamiento de 431 km h (268 mph). Durante un ensayo el 12 de noviembre de 2003, el vehículo alcanzó una velocidad máxima de 501 km/h (311 mph).

El tren va desde la estación de Longyang Road Pudong en Shanghai hasta el Aeropuerto Internacional de Pudong y tarda 7 minutos y 20 segundos para completar el viaje de 32 kilómetros.

Shanghai Maglev